Encuentra el balance entre comida y ejercicio

Texto: Mauricio Schiavon (@Mschiavon18)

Muchos creemos que no es bueno comer antes de hacer ejercicio, esta idea es errónea. Lo mejor que podemos hacer es consumir los nutrientes para que tengamos un buen desempeño físico al momento de hacer ejercicio, ya seas un deportista principiante o uno profesional. “El error más frecuente es creer que para mejorar físicamente se debe dejar de comer. Es muy importante la comida antes y después del entrenamiento; debe ser de calidad y ajustada al tipo de actividad física”, nos platica el entrenador Jesús Madrid Mateu, quien se encarga de brindar asesorías a deportistas de élite.

En este sentido es importante incluir alimentos clave que aporten energía como vitaminas, proteínas y carbohidratos, por lo que se recomienda hacer énfasis en los siguientes pasos:

 

  • Ingiere carbohidratos. Estos te aportan energía para una buena sesión deportiva, además de ser fácilmente digeribles; se recomiendan alimentos como pan, cereales, quinoa, mijos, pasta, arroz, verduras y frutas; en resumen, una buena mezcla de hidratos de carbono simples y compuestos.

  • Algo que no puede faltar en tu alimentación son las proteínas. Dado que la actividad muscular exige de la síntesis de proteínas, las cuales se descomponen en aminoácidos que son absorbidos por el cuerpo, su reposición es necesaria. Puedes comer pechuga de pollo, pescado blanco, huevos, jamón york o pavo.

     
  • Mantente hidratado: Uno de los pasos más importantes cuando se realiza cualquier actividad física es la hidratación; toma agua antes, durante y después de cada rutina. Mantenerte bien hidratado, junto con los carbohidratos y las proteínas harán que tu recuperación sea más efectiva.

Recuerden Testarudos, en la nutrición deportiva el equilibrio dietético se basa en los criterios nutrimentales para la población sana y puede cambiar o adaptarse a las exigencias de cada deporte y cada deportista. #TestarudoSoy

Testarudo, ¡síguenos en redes sociales!